Los consabidos contrapesos institucionales también están ausentes en el ámbito de la cultura, pues hoy casi nadie sabe qué pretende hacer en la materia la llamada 4T. Peor aun, todavía no han reaccionado en la misma medida los creadores, promotores, investigadores y organismos civiles para esclarecer, irrumpir, exigir y democratizar más y mejor el sector.

5 de Agosto de 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *