diciembre 5, 2022

Al tiro 21 de agosto de 2019

Las comparecencias ante el Congreso, ya sea en pleno o en comisiones, no les gustan a los secretarios de Estado como tampoco a los funcionarios que pueden ser llamados para rendir cuentas sobre sus responsabilidades. A pesar del bono que significa el cambio de régimen, la Secretaria de Cultura, Alejandra Frausto, ha pedido reagendar dos veces a los diputados de la Comisión de Cultura y Cinematografía el citatorio que se le hizo a finales de julio. También tiene un emplazamiento en la Cámara de Senadores, el cual fue hecho por la panista Kenia López. Si tuviera miras, Frausto podría hacer de esas sesiones espacios de información y análisis útiles en muchos sentidos. Pero no será así pues no está preparada para tal agudeza en el desempeño de su cargo. A pesar de todo acudirá con los diputados como quien va a un día de campo. Por supuesto que evitará ir al Senado.

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.